Barbaridades

Conan y sus colegas, a la caza y captura de bestias salvajes

Conan y sus colegas, a la caza y captura de bestias salvajes

Paso a uno de los cracks de la cultura popular de ayer y de siempre, que desembarca de nuevo en las consolas para no dejar títere con cabeza. Porque “Conan Exiles” nos propone recorrer un vasto mundo sin límites y repleto de ruinas de antiguas civilizaciones y descubrir su oscura historia. El argumento nos muestra al héroe exiliado, desterrado, oprimido y sentenciado a vagar por un desierto salvaje en el que los débiles son aplastados y solo los fuertes pueden vivir. Deberemos luchar para sobrevivir, construir y dominar el mundo de nuestro propio servidor en solitario o colaborar con tus aliados para acabar con enemigos en el multijugador en línea. “Conan Exiles” no es un juego de mundo abierto vacío, sino que tiene un mundo profundo en el que debes descubrir los secretos y la historia de antiguas civilizaciones mientras luchas para erigir la tuya. Las tareas son sencillas: desenterrar secretos mientras intentamos conquistar y hacernos con el poder de las tierras del exilio. Empieza con las manos vacías y forja el legado de tu clan, desde simples herramientas y armas a fortalezas gigantescas y ciudades enteras. ¿Cómo? Esclavizando a los bandidos de las tierras del exilio para que te obedezcan y doblega su voluntad en la rueda del dolor, sacrificando los palpitantes corazones de tus enemigos en los altares manchados de sangre en honor a tu dios para conseguir el poder verdadero y la gloria, o invocando al colosal avatar de tu dios y comprueba cómo aniquila a tus enemigos y sus hogares. Pero recuerda, en este hostil territorio de dioses vengativos, caníbales sedientos de sangre y monstruos despiadados, la supervivencia es mucho más que buscar comida y agua. Pura acción sin cuartel ni saña (y al desnudo) en una aventura en la que exploraremos misteriosas ruinas en busca de tesoros y conocimiento, pero procurando que las fuerzas oscuras del mundo no nos corrompan la mente. Viajaremos por enormes dunas de arena y nos protegeremos de las peligrosas tormentas de arena que arrasan el suelo abrasador mientras nos dirigimos hacia la guerra contra feroces enemigos y desataremos la salvaje furia en combates brutales donde les sacaremos el corazón y los higadillos. En fin, un título de lo más contundente no apto para delicaditos. Como nos gustan por estos lares, vaya.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Chicas picantes

Las protagonistas de este juego no parecen listas para ir a la próxima manifa del 8 de marzo

Las protagonistas de este juego no parecen listas para ir a la próxima manifa del 8 de marzo

Las chavalas más guerreras y seductoras asaltan la PS4 y la Switch con “Gal Gun 2”, una secuela que asegura una aventura todavía más trepidante que el original, como debe ser. Un nuevo ejército de chicas ha sido dominado por la lujuria en la secuela del juego de disparos más picante. Defiéndete de ellas con tus disparos de feromonas y usa nuevos gadgets para expulsar a los demonios de sus cuerpos en el shooter en primera persona más audaz que has jugado nunca. Como queda claro desde el arranque de la aventura, estamos ante, posiblemente, el shooter más loco habido y por haber, donde tendremos que exorcizar a las más de 70 zagalas poseídas por la lujuria con tu pistola de feromonas. Chicas de lo más yeyé, empezando por la prota Chiru, que iremos conociendo con la ayuda del ángel Risu. Un maremagnum localizado en el instituto Pantsu Paradise en el que tendremos que a dministrar nuestra agenda para recibir misiones de las diferentes chicas de la academia, lograr que sus deseos se hagan realidad y desbloquear nuevas misiones y secuencias. La locura primaveral, vamos, y no digamos con el modo Doki Doki, que regresa más sugerente que nunca. Cómo altera la sangre este juego, pardiez. Como las pille el Jordi ENP ese…

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Desde Rusia con sexo

Jennifer Lawrence se entrega a fondo, y al desnudo, en este thriller de espionaje

Jennifer Lawrence se entrega a fondo, y al desnudo, en este thriller de espionaje

Obligada a dejar atrás su prometedora carrera de bailarina en el Bolshói, Dominika Ergorova (Jennifer Lawrence) es reclutada y adiestrada como “Gorrión rojo”, una agente especial rusa que utiliza el sexo como su mejor arma. Si no colabora con el Estado, le queda solo la defenestración, para ella y su madre. La misión encomendada: descubrir a un topo infiltrado en el servicio secreto de su país, para lo cual deberá intimar con un agente de la CIA (Joel Edgerton). Su entrega a la causa supondrá una prueba física y psicológica inhumanas.

Como todas las frase hechas, nada es taxativo. Acaso el sexo no mueve el mundo. Pero puede conferir poder, tener una utilidad práctica, si se quiere hasta perversa, con rentabilidades y consecuencias imprevisibles. Ello está en el nudo gordiano de este thriller de espías, por momentos intenso y la mayor parte del tiempo frío, como sus personajes. Lo cual está justificado en las intenciones dramáticas e incluso sórdidas de lo narrativo, y en el estilo propio del director, Francis Lawrence, quien vuelve a contar con la protagonista de “Los juegos del hambre”, después de dirigirla  en tres de los filmes de la tetralogía distópica.

Joel Edgerton ("El regalo" es el protagonista masculino de este filme dirigido por Francis Lawrence ("Los juegos del hambre")

Joel Edgerton (“El regalo” es el protagonista masculino de este filme dirigido por Francis Lawrence (“Los juegos del hambre”)

Gorrión Rojo, Dominika o la mención misma del nombre de la actriz principal -tanta es su involucración en la película- identifica un nuevo molde de personaje inhibido de emociones y cómo se manifiesta. Al igual que en un momento dado a Dominika se le recuerda que su cuerpo ya no le pertenece -ahora es del Estado- lo explícito en pantalla de tan ignominiosa afirmación hace saltar las costuras de lo acostumbrado a ver en el género, porque además va aparejado de violencia física y verbal. No busquemos sutilezas, sofisticación o seducción clásicas. El sexo es el aro, y se pasa por ahí con dolor.

En este sentido la entrega de Jennifer Lawrence es meritoria, al dejarse desnudar y despellejar en un papel lejano al de su imagen pasada de heroína adolescente. Su agente especial es convincente en su cruel instrucción, pero sobre todo en la fidelidad a sí misma. Rusia la ha convertido en espía por mandato, la vida por decreto la obliga a sobrevivir. Su juego del ratón y el gato, desde la asunción de un chantaje hasta desenvolverse con iniciativas arriesgadas y desconcertantes para sus superiores y también para el otro bando, nos hace seguir sus pasos con inusitado interés. Incluso a sabiendas de la existencia de trampantojos, medias verdades, giros, engaños y traca al final del tortuoso camino. Éste previamente iluminado con luces de advertencia: “Un paso por delante”, le aconseja su tío del servicio de inteligencia; “no lo des todo, resérvate algo tuyo”, le dice su madre. La virtud del filme es que lo que transcurre no es obvio, se palpa e intuye pero no conseguimos evidenciarlo, sin embargo encaja bien en el puzle y nunca llega a romperse el fino hilo de la intriga.

Texto: José María Fillol

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Más que la puntita

Definitivamente, la compra semanal en el supermercado no será lo mismo tras este "pasote"

Definitivamente, la compra semanal en el supermercado no será lo mismo tras este “pasote”

Lo siento pero no. Este humilde blog se niega a darle más publicidad a “Un monstruo viene a verme”. Seguramente porque no la necesita, ya que de eso se ha encargado Vasile y los gurús de Telecinco, esa fábrica de cultura, buen gusto y miles de millones de euros. Ni siquiera le vamos a desear suerte, principalmente porque Bayona tampoco la necesita y porque, nos tememos, está todo el pescado vendido (después del patinazo de año pasado con Orsoncito Amenábar, se habrán puesto las pilas). En vez de eso, y siguiendo el espíritu “transgresor” y “canalla” de blog (menos coña), recomentaremos “La fiesta de las salchichas”, una de dibujos animados que sigue la línea ácida, gamberra y algo incómoda de, sin ir más lejos, la serie “TripTank”. El argumento recuerda vagamente algún fragmento paródico de “Los Simpson” (con Pixar de fondo): en un supermercado, los artículos comestibles y “consumibles” se rebelan al enterarse de que lo que le espera fuera no es precisamente lo que se esperaban. Una anécdota que da pie a una auténtica orgía de incorrección sexual, religiosa y de todo tipo (hasta musical) que dejará ojiplático a más de uno. Sirvan tres ejemplos: una especie de Sodoma y Gomorra con salchichas, panecillos y todo tipo de viandas, una amistad peligrosa y alimenticia entre un árabe y un judío, y un Stephen Hawking pegajoso de lo más peculiar e irreverente. Cierto que la cosa se alarga y repite innecesariamente, pero algunas escenas y shocks visuales son memorables. Ojo, que NO es para niños

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Dos japonesas

Entre Cousteau y Cocteau anda el juego de "Aguas tranquilas"

Entre Cousteau y Cocteau anda el juego de “Aguas tranquilas”

“AGUAS TRANQUILAS”

Uno de los fenómenos más inexplicables de 2014 fue cómo esta película no pescó pieza en Cannes teniéndolo todo a favor: a la dirección, una ex niña prodigio de la casa como Naomi Kawase; a la coproducción, otro de los suyos, y de los nuestros, como Lluís Miñarro; en la partitura, una zambullida multisensorial y chamánica hacia temazos como la iniciación al amor y a la muerte, o la fugacidad de dioses y vida; y, en la lente, una paisajística imbatible, puro “Big Sur” de Kerouac, incitando a acariciar el lomo a un delfín caleidoscópico. Suponemos que, predicando con el ejemplo de humildad ante la naturaleza que se extrae de su poroso argumento, el disgusto sería más llevadero. Pero, hombre, un premiecillo era de justicia.

Sobre todo, viendo las virtudes que va destilando su (dilatado) metraje y que conciernen tanto a la senectud (recordemos “El bosque del luto”) como a la madurez (esa madre moribunda) y, sobre todo, a la juventud más ávida y atontolinada, como muestran certeros diálogos de cortejo dignos de Tip y Coll: -Te amo. -Gracias. -¿Y tú? – También. -Buenas noches. Cierto que un catálogo de sentimientos y creencias tan magnificados requiere coger bastante aire antes de tamaño buceo pero, como siempre, si el anzuelo funciona, la recompensa es tan generosa como ir a surfear y acabar fundiéndote con el mar, como pía uno de los personajes. Cuestión de fe. Y de paciencia. Y de no merendar muy fuerte.

Tradición, porcelana, secretos y mentiras en el nuevo filme de Yamada

Tradición, porcelana, secretos y mentiras en el nuevo filme de Yamada

“LA CASA DEL TEJADO ROJO”

Hace un año y poco nos topamos con el último ejemplar de esa fábrica de tapices que es Yoji Yamada, cuando actualizó el inmortal software cotidiano del maestro Ozu en “Una familia de Tokio”. Ahora, el octogenario y evidentemente venerable director sigue con la katana samurái bien envainada y nos presenta una nueva propuesta de drama indoor basado en el contraste entre usos y costumbres de antes y ahora, que en el caso japonés adquiere las anchuras del Gran Cañón del Colorado. Sobre todo, el elegido como argumento casi haikuniano de esta historia, basada en un best-seller de Kyoko Nakajima: la sombra, o el parpadeo, del adulterio que se pega como una sanguijuela al kimono de una ejemplar madre de familia a mediados de los años 30, del cual es testigo una solícita (¿quizá demasiado?) criada que, seis décadas más tarde, descubre el vergonzoso pastel.

Nuevamente hay que alabar la maestría de Yamada para colocar, como si fuese una exposición de exquisito origami, cada detalle y cada encuadre de la época en cuestión (un fascinante Showa moderno, con sus guiños musicales, literarios y cinéfilos al amigo americano), y hacer de la casa del tejado rojo de marras un oasis al margen del turbulento mundo exterior, hasta su fallera demolición. Más dura de pelar es la franja histórico-sentimental del filme, reverenciosa y minimalista hasta el agotamiento, aunque la emoción contenida de su etapa actual resulta conmovedora. Tres respetuosas estrellitas.

PD. Ambas críticas han sido publicadas en la revista Cinemanía de este mes de abril, firmadas por servidor. Por su interés, actualidad (las dos películas se estrenan este viernes 10) y con permiso, las reproducimos en este blog.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Llave maestra

Más espectacularidad y puños de acero en la entrega definitiva de la franquicia de Team Ninja

Más espectacularidad y puños de acero en la entrega definitiva de la franquicia de Team Ninja

Parece que fue ayer pero “Dead or Alive” (“DOA” para los amigos) lleva casi 20 años llenando de los golpes más cools y sexies imaginables nuestras vidas. Primero, en los salones recreativos noventeros, dominados por los juegos de peleas a brazo partido y, ya más cómodamente, en el territorio consolero, donde han despachado millones de ejemplares (casi nueve, concretamente) en los últimos años. Sobre todo, con su quinta entrega, que desde que apareció en septiembre de 2012 se ha erigido como uno de los hits indiscutibles del género. Ahora llega su última vuelta de tuerca y de cuello: “Dead or Alive 5. Last Round”, una llave maestra y defnitiva que, para muchos, constituye el cénit o el acabose de la saga.

Escenarios apocalípticos y faldas menguantes, dos de las claves del éxito de "DOA"

Escenarios apocalípticos y faldas menguantes, dos de las claves del éxito de “DOA”

Y es que, en realidad, la cosa es seria: empezando por el elenco de luchadores, un all-star de ayer y de hoy donde no faltan Hayabusa, Hayate, Kasumi, Helena, Phase 4, Gen Fu, Zack, Bass, el recientemente anunciado Nyotengu y los fichajes de “Virtua Fighter” Akira, Pai, Jack y Sarah Bryant. Todo ellos, enfrascados en un modo historia sensacional y repleto de guiños para los fans que proporcionará una serie de épicos combates a lo largo y ancho del globo con escenarios también marca de la casa, desde los apocalípticos a los paradisíacos, pasando por los circenses, roqueros o árticos, con sus pingüinos y todo de espectadores. Gracias al virtuosismo gráfico de las nuevas consolas, todos los detalles y movimientos adquieren una nueva dimensión, incluyendo los 300 trajes desbloqueables y las nuevas opciones de peinados y accesorios para convertir a nuestros héroes (y, sobre todo, heroínas, porque ya se sabe lo monas que lucen las chicas más guerreras) en auténticos pinceles.

Ojo a los modelitos especiales, desde ninja a conejita playboy pasando por colegiala, playera o, como en este caso, homenajeado a "Birman" (o eso parece)

Ojo a los modelitos especiales, desde ninja a conejita playboy pasando por colegiala, Halloween, playera o, como en este caso, homenajeado a “Birman” (o eso parece)

Toda la esencia de la saga se desborda y desparrama con este título, pleno de opciones descargables respecto a otras entregas de la franquicia y, sobre todo, con un abanico de movimientos, técnicas, combos, puñetazos y patadas especiales y letales y esas puntillas de remate que hacen de cada combate todo un espectáculo. Y es que las coreografías y los distintos tipos de combate (orientales u occidentales) afinan más que nunca a la hora de convertir este título en una auténtica gozada para los fans de las artes marciales y del showtime en general. Ojo a los tutoriales para sacarle todo el jugo a la velada. En definitiva, un juegazo de la cabeza a los pies, que nos regala la vista como siempre y que nos dejará los dedos con agujetas (y tal vez la mano, ejem).

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

El arte de pasarse tres pueblos

Y Johnny cogió su fusil mata-demonios (y se armó la marimorena)

Y Johnny cogió su fusil mata-demonios (y se armó la marimorena)

Ya se sabe lo que dijo Mark Twain: prefiero el cielo por el clima y el infierno por la compañía. Y, ahora que ha remitido un poco la ola de frío, la verdad es que nos quedamos con lo segundo tan rica y cálidamente. Deep Silver parece que también, y como muestra véase este díptico infernal y demencial: “Saints Row Gat Out of Hell” y “Saints Row IV: Re-elected”. Dos escrituras a elegir para una misma finalidad: la diversión más desaforada, brutal y un poquito cafre. Hace una semana adelantábamos las virtudes de este dúo de lo más dinámico, pero ahora que le hemos metido caña a conciencia podemos decir que es lo más sugerente que uno se puede echar a la consola en lo más crudo del presente crudo invierno.

El componente musical a lo "princesas Disney" también está presente con la dulce Jezebel

El componente musical a lo “princesas Disney” también está presente con la dulce Jezebel

Empecemos por “Gat Out of Hell”, donde el bueno (es un decir) de Johnny Gat vende su alma a Lucifer después de un accidente de ouija que sale rana (sí, como el de Roncero con Juanito, qué bochorno, ay). Pero todo se arregla escupiéndole al diablo en toda la cara en esta tremenda aventura donde pasaremos una temporada en el averno, haciendo ilustres amigos incluso, jugando como el propio Johnny o como Kinzie Kensington, en modo cooperativo incluso, mientras causamos estragos en el intramundo con una pistola que habla, un número musical estilo Broadway y un montón de trampas a lo largo de los cinco ponzoñosos distritos del Infierno rescatando a tus aliados, luchando contra los espantosos Archiduques, robando las plantas de procesamiento de almas de Satán… En un, un sandbox demoníaco en toda regla, o mejor dicho fuera de toda regla, donde la imaginación calenturienta no tendrá límite y nos deparará sorpresas tales como nuestras alas de ángel caído, duendes diabólicos, armas con olor a azufre (ranas explosivas, plagas de langostas…) y mil extravagancias más para darle matarile a Dex. Lo dicho, un pasote de los buenos, sí señor.

"Re-elected" nos dejará los ojos como platos, literalmente

“Re-elected” nos dejará los ojos como platos, literalmente

Y no se vayan todavía porque aún falta la cara B: “Saints Row IV: Re-Elected”, una fiesta suprema de locura y perdición donde todo está permitido: desde bricar por encima de edificios, a cantar canciones borrachas, luchar en un modo de combate lateral en 2D, curar el cáncer, salvar a Papá Noel… Un auténtico pasaporte y cheque en blanco en un lote que incluye “Saints Row IV” y todos sus DLC. Así que volveremos a poner los pies sobre la mesita de centro de la Casa Blanca (como los paletos Bush y Ansar, exacto), dándole candela al marcianito Zinyak con la ayuda de nuestros queridos Saints. De hecho, el juego nos permite revivir los mejores momentos de tan inolvidable capítulo de la saga: Zinyak cantando Biz Markie, nuestro primer encuentro con Paul, Saints of Rage, los terroríficos contratiempos con la cirugía plástica, muertes por evisceración alienígena… Todo, con gráficos next-gen y nuevas sorpresas, incluyendo contenido extra como más de 25 armas DLC, 15 nuevos vehículos, más de 60 objetos de vestuario, 15 nuevos amigos a los que podrás llamar y seis nuevos elementos de super poder. Queda claro: si lo tuyo es pactar con el diablo, con el alien supremo, con el espíritu de Disney pasado de rosca o con la ramera de Babilonia, no te pierdas este doblete asilvestrado, polivicioso, con muy mala lechuga pero irresistible como un powerpoint de gatitos. Grandioso, diablillos.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

De vuelta al infierno

Los adoradores de la saga más coñona de todos los tiempos están de enhorabuena

Los adoradores de la saga más coñona de todos los tiempos están de enhorabuena

¿Quién dijo frío polar, ciclogénesis explosiva y demás mariposonerías? Aunque ahí fuera crezcan las estalactitas de las narices de los borrachos de banco, en nuestras madrigueras estamos, o estaremos en breve, tan calentitos. Más bien al rojo vivo y luciferino, porque, a partir del viernes, este enero tontorrón y baldío estará que arde con el lanzamiento de dos siameses diabólicos: “Saints Row: Gat out of Hell” y “Saints Row IV: Re-Elected”. Un par de estacazos en la quijotera que amplían en bufonesco universo de Johnny Gat hasta límites insospechados. Así, “Re-Elected” nos presenta el fabuloso cuarto episodio de la saga de Koch Media hecho un primor para las consolas next-gen, incluyendo la expansión “Gat out of Hell”, donde nos enfrentaremos al mismísimo Satán en una batalla épica con aroma a azufre. Dos cracks que, desde luego, requerirán un análisis más minucioso pero que, de momento, y para calentar motores, allá va su tráiler con ese inimitable estilo marca de la casa:

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Ay, qué calor

Niñas, a afilar las garras y al salón

Niñas, a afilar las garras y al salón

Ahora que todo el mundo anda publicando reportajillos sobre las novedades que nos esperan para lo que queda de 2014, nosotros vamos más allá y nos fijamos en los ojos (ejem) de uno de los títulos que nos alterarán la sangre en la primavera de 2015. Se trata de “Dead or Alive 5. Last Round”, título que supone la culminación de la saga al incluir los mejores contenidos de las anteriores entregas, junto a nuevos elementos y luchadores como Hayabusa, Hayate, Kasumi, Ayane, Rig, Leon, Kokoro, Tina, Lisa, Helena, Mari Rose, y el recientemente anunciado Nyotengu, junto a Akira, Pai, Jack y Sarah Bryant, de la saga “Virtua Fighter”.

Por si alguien no lo ha notado, lo del fondo son unos flamencos preciosos

Por si alguien no lo ha notado, lo del fondo son unos flamencos preciosos

Aparte, tendremos más de 300 trajes desbloqueables y nuevas opciones de accesorios y peinados, para dejar a nuestras luchadoras de dulce y vestidas de los domingos. Y es que, no hay que engañarse, seguramente las artes marciales poseen una filosofía y una metafísica milenarias y mitológicas, pero en esta franquicia tiran más otras cosas más visuales y en relieve. En fin, que aunque estemos en septiembre el calor aprieta, y regalarse las dioptrías con imágenes como las de este “inocente” post tampoco es delito, ¿no? La semana que viene hablaremos de cosas más neutras y tapaditas, como “Destiny”.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Tú a Alabama y yo a Detroit

Sweet home...

Sweet home…

Aparte de los estrenos nuestros de cada semana, casi la mejor noticia de la cartelera es la segunda oportunidad de la ganadora de los últimos Goya, “Vivir es fácil con los ojos cerrados”, que tres meses y medio después de su estreno llega hoy a más cines que en aquel 31 de octubre (la lista completa, incluyendo algunos Cinesa, hasta hace nada enemigos de la distribuidora, está en el twitter de @Universal_Spain por si alguien quiere consultarla). La cruda realidad es que, a pesar de su calidad y de un par de comedias puntuales, nuestro cine sigue en franca desconexión con el espectador medio, que no es lo mismo que el tuitero geek que recomienda perlas como “Stockholm” o “Gente en sitios” y se queda tan pancho. Para dicho espectador (y ciudadano) medio, azuzado por los tertulianos fachas de siempre, una película nacional seguirá siendo de taza desportillada y guerracivilismo, aunque esas temáticas han brillado por su ausencia en los pasados Goya, siempre estigmatizados como protestones y pedigüeños… vamos, como para que un ministro de Cultura se rebaje y fiche, no le vaya a pasar como en los Forqué, donde escuchó olas de sonido de viento huracanado. Y la prensa patria, apoyando incondicionalmente para que, en los Feroz, les sienten en su mesa VIP cual Plácido, a pesar de que, en el obituario de los Goya, confundieron a una periodista muerta con una viva y no pasó absolutamente nada (¿os imagináis que ocurre el gazapo entre Landa y, por ejemplo, Sacristán, o entre Sarita Montiel y Concha Velasco?). Y así todo. Vamos con los principales estrenos propiamente dichos del día, en fin:

“Robocop”. ¿Qué necesidad había de resucitar a nuestro ídolo de los cines de barrio ochenteros y meterle en un traje que parece el teclado de un Spectrum? Aunque la ocasión política y represora merece un recordatorio, la peli es un engendro desubicado, a pesar de que el director de la gran “Tropa de élite” tira de oficio. Detroit, qué hermosa eres. ★★

“Cuando todo esté perdido”. Aunque solo sea por comprobar cómo una leyenda como Robert Redford aún se moja (literalmente) a sus casi 80 palos, merece la pena esta epopeya survival en la línea de “En solitario”, “Kon-Tiki” o hasta “La vida de Pi”. ★★★

“Alabama Monroe”. Un drama romántico de corte indie (aunque con alma “americana”) apoyado en su intérprete femenina, que sufre lo suyo y ahoga sus penas en bluegrass y tinta tatuadora. Bordea peligrosamente el telefilme (matrimonio naufragando, hija pequeña con cáncer terminal…) pero acaba gustando y hasta emocionando. ★★★

“Cuento de invierno”. Nada que ver con Rohmer. Aquí, el bueno de Colin Farrell (el Liberto Rabal irlandés) se mete en una pastelosa historia de damas y vagabundas a caballo entre dos épocas y que no hay por dónde cogerla, a pesar de su notorio reparto (incluyendo la venerable Eva Marie Saint, que llevaba casi una década sin hacer cine). ★

“Sólo para dos”. Otro bodrio para rematar San Valentín. Esta vez, perpetrado por Roberto Santiago (tiene salero que, con la de notables directores españoles que están en el paro, el “autor ” de “Hombres felices” y “El club de los suicidas” siga teniendo trabajo), protagonizado por Santi Millán (ese actor cuyos registros básicos son con flequillo o sin flequillo) y con una trama erótico-bananera que recuerda a las infracomedias de los 80 y 90 con Francis Lorenzo o Juanjo Puigcorbé. Ay, el cine español, esa eterna paradoja con patas. ★

Perroflautas a mí...

Perroflautas a mí…

Únete a FATALITY WESTERN en Facebook.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).