Mi nombre es Bean, mister Bean

Rowan Atkinson vuelve a ser el agente especial más impresentable de la Pérfida Albión

Rowan Atkinson vuelve a ser el agente especial más impresentable de la Pérfida Albión

La nómina de “anti-James Bond” es tan amplia como, a menudo, decepcionante. Por eso es curioso el caso de Johnny English, un súperagente chapucero encarnado por el carismático Rowan Atkinson (Míster Bean por siempre) que dio sus primeros pasos hace 15 años y que, ahora, vuelve por tercera vez a la gran pantalla con “Johnny English ataca de nuevo”. En esta ocasión, un hacker ha revelado la identidad de todos los agentes encubiertos de Gran Bretaña. Johnny English se verá obligado a posponer su retiro profesional y volver a la carga como espía para encontrar al autor de los hechos.
Es el primer largometraje dirigido por David Kerr con un guion escrito por William Davies. Acompañan a Atkinson (Love Actually) actores de la talla de Emma Thompson (La niñera mágica), Olga Kurylenko (Quantum of solace) y Jake Lacy (El caso Sloane). En fin, una gamberrada inofensiva para matar la tarde, aunque si queremos algo más de enjundia, también tenemos estrenos como la americana “El escándalo Ted Kennedy”, la española y multipremiada “Matar a Dios” o la francesa “Madame Hyde”, una curiosa y algo gafapastosa muestra de cine “pedagógico” protagonizado por la gran Isabelle Huppert en un papel en el que, literalmente, echa fuego.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Vamos de bodorrio

El fotógrafo impresentable, uno de los clásicos nupciales que no podía faltar en esta comedia a la francesa

El fotógrafo impresentable, uno de los clásicos nupciales que no podía faltar en esta comedia a la francesa

La BBCE (bodas, bautizos, comuniones y entierros) siguen siendo un filón absoluto para el cine, sobre todo si hay comedia de por medio. Pocas películas más apropiadas para levantar el ánimo que “Mi gran boda griega”, “3 bodas de más”, “Abracadabra” o “Un funeral de muerte”, por poner algunos ejemplos recientes. Por supuesto, el cine francés sabe apuntarse a un bombardeo siempre que la caja registradora escupa como un volcán en erupción, y buena prueba de ello es “C´est la vie”, lo nuevo de Eric Toledano y Olivier Nackache, por siempre “los directores de Intocable“. La premisa es sencilla: radiografiar esperpénticamente y coralmente un bodorrio pijo donde se aplica escrupulosamente la ley de Murphy. No falta de nada en esta fauna: el fotógrafo gorrón (más que el de “Vergüenza”), el pinchadiscos hortera, los camareros torpes y borrachines (modelo “El guateque”, ya se sabe), la suegra cachonda, el novio cretino… y, al frente de todos, un pobre organizador estupendamente encarnado por Jean-Pierre Bacri, al que debemos la brillante escena de arranque del filme. Muchos gags amables, otros ácidos y alguno que otro más soso que un solomillo al strogonoff pasado, se dan citan en una película simpática y entretenidilla -siempre que no busquemos alta comedia, desde luego-, donde también hay hueco para el sentimentalismo algo forzado y que, además, nos descubre algunos trucos de este tipo de eventos, como forrar de paté al personal cuando el plato principal del banquete se demora. Vamos, que está maja, como diría Pumares (a quien, sorprendentemente, le gustó bastante). Y es que, las bodas, como los jefes plastas, cuanto más lejos, mejor.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter y Facebook).