El gran mono

A Kong le siguen molestando en plena siesta en su isla paradisíaca, no escarmientan

A Kong le siguen molestando en plena siesta en su isla paradisíaca, no escarmientan

Desde su inolvidable primera aparición hace casi 85 años, King Kong es uno de los iconos del cine más sólidos y recurrentes. Ahora, una década después de su última aventura dirigida por Peter Jackson (que, la verdad, estaba bastante maja, a pesar de su desorbitado metraje), el gigante regresa en “Kong: la Isla Calavera”, dirigida por Jordan Vogt-Roberts -que tan buen sabor de boca dejó en Sundance con “Los reyes del verano” y que parece haberse abonado al blockbuster, pues ya prepara la adaptación de “Metal Gear Solid”– y que nos cuenta de nuevo la historia de unos exploradores (esta vez sin pícaros de Hollywood de por medio) que se adentran en una remota isla del Pacífico sin percatarse de que en ella habita el susodicho Kong. Más acción, explosiones y poco margen para el clásico romanticismo de la serie, aunque la chica de turno sea nada menos que Brie Larson, que también parece volcarse al cine comercial después de ganar un Oscar por su impresionante trabajo en “La habitación”, qué vamos a hacer. Samuel L. Jackson, Tom Hiddlestone, John Goodman o John C. Reilly poniendo la nota cómica completan el reparto. Y, para los que busquen otra propuesta más arriesgada y emocionante, allá va la nominada al Oscar al mejor filme de habla no inglesa “Land of Mine (Bajo la arena)”, notable drama alrededor de un grupo de bisoños soldaditos alemanes encargados de desactivar las bombas que sus compatriotas dejaron sembradas en las playas danesas en la Segunda Guerra Mundial. Un episodio poco conocido y que demuestra que los flecos de las guerras son a veces peores que las propias refriegas. Y es que cuando haces “boom” ya no hay “stop”.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Elige de nuevo

La pandilla basura de Renton regresa con más arrugas y ennui

La pandilla basura de Renton regresa con más arrugas y ennui

Hace 20 años, una de las experiencias más fuertes (dentro de la legalidad) que podíamos sentir en una sala de cine era subirse al tren de un grupo de yonquis escoceses y no parar hasta que acabase el viaje al fin de la noche. “Trainspotting” era demasié, un corte de mangas del quejumbroso cine social de Loach y compañía, unas escenas inolvidables (el viaje por el retrete, el bebé en el techo) y un arranque para la historia. Eso, hace dos décadas, claro. Porque ahora, todos estamos más viejos y más cansados, y no digamos la cuadrilla de Renton y Sick Boy, con las venas como cañerías. El caso es que Danny Boyle (“Steve Jobs”, “Slumdog Millionaire”, a estas alturas no necesita presentación, ¿verdad?) ha retomado a sus antihéroes en “Trainspotting 2”, filme a su vez basado en la novela “Porno” de Irvine Welsh y que nos cuenta las nuevas peripecias del grupo de ya no tan jóvenes heroinómanos de los suburbios de Edimburgo, que no tienen otra aspiración en la vida salvo drogarse y conseguir dinero sucio. Tras un bache en sus negocios y después del costoso divorcio de su mujer, Sick Boy descubre una oportunidad que puede cambiarle la vida. En la capital escocesa surge un lucrativo negocio basado en vídeos porno grabados en las trastiendas de los pubs, con los clientes del local como actores principales. Tras conocer esto, Sick Boy intentará hacer una película porno de categoría capaz de venderse internacionalmente. La secuela cuenta con su reparto original, encabezado por Ewan McGregor , Jonny Lee Miller y Robert Carlyle, y también el guionista de antaño, John Hodge. Solo falta algo: los 90 ya pasaron, y las resacas contadas y vividas por segunda vez no suelen tener tanta gracia. Pero, en fin, ¿quién se resiste a una última farra con los colegas de juventud? Nostálgicos que somos.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Star Wars. Episodio III y cuarto y mitad

Felicity Jones, chica de moda de Hollywood, se sube al carro galáctico

Felicity Jones, chica de moda de Hollywood, se sube al carro galáctico

Como no podía ser de otra forma, hoy solo hay ojos y paga extra navideña para un título: “Rogue One. Una historia de Star Wars”, primero de los spin-offs, longanizas o similares con que Disney sigue haciendo caja al hilo de su franquicia más pingüe. Esto es, un filme ambientado entre los episodios III y IV (nostalgia pero no demasiado) donde nos encontramos con un Imperio Galáctico que ha terminado de construir el arma más poderosa de todas, la Estrella de la muerte, pero un grupo de rebeldes decide realizar una misión de muy alto riesgo: robar los planos de dicha estación antes de que entre en operaciones, mientras se enfrentan también al poderoso Lord Sith, conocido como Darth Vader, discípulo del despiadado Emperador Palpatine, por si alguien no se acordaba. Dirige la orquesta un artesano como Gareth Edwards, al que debemos el último y casi metafísico “Godzilla”, filme donde, por cierto, salía el bueno de Bryan “Walter White” Cranston, que protagoniza otro estreno del día, “Infiltrado”, un interesante thriller sobre mafias colombianas ochenteras y polis más curiosos de lo recomendable. Igual que “La comuna”, lo último del danés Thomas Vinterberg, autor de la inolvidable “Celebración” y de “La caza”, con un enorme Mads Mikkelsen que, por cierto, también asoma en “Rogue One”. Mira, qué bien hilado y conectadito nos ha quedado todo, ¿eh?

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Dimensión desconocida

Lo has conseguido, Benedict: ya eres un chico Marvel, aunque con acento de Oxford

Lo has conseguido, Benedict: ya eres un chico Marvel, aunque con acento de Oxford

Hoy viernes de estrenos, el corazón nos pide recomendar peliculones como pedradas en el centro del Sistema, crónicas de desheredados, desesperados y desamparados firmadas y protagonizadas por gente comprometida y hasta indignada. Filmes como “Yo, Daniel Blake” (del tándem Loach/Laverty, flamante Palma de Oro) o la española “Que Dios nos perdone”, con un impresionante Roberto Álamo y el ubicuo Antonio de la Torre. Pero, en fin, como esto es un blog de carácter lúdico y festivo y como no queremos deprimirnos más de lo que estamos, le pondremos al mal tiempo buena cara y el cromo de la semana va para “Doctor Extraño”, otra adaptación más del universo Marvel (y van…) que sigue la historia del neurocirujano Stephen Strange, quien, después de un terrible accidente de tráfico, descubre el mundo oculto de las dimensiones mágicas. Scott Derrickson (“Líbranos del mal” y “El exorcismo de Emily Rose”) se beneficia de toneladas de efectos especiales y de un reparto de lujo (Benedict Cumberbatch, Chiwetel Ejiofor, Rachel McAdams, Mads Mikkelsen, TIlda Swinton) para despachar un espectáculo palomitero y pirotécnico que, evidentemente, se olvida nada más salir de la sala. Justo lo contrario que las dos pelis que anunciamos arriba, y que se quedarán en la mollera del espectador menos acomodaticio durante, al menos, un par de semanas. En fin, no se puede tener todo y tampoco olvidemos que el cine también es evasión y entretenimiento sin más, ¿verdad?.

PD. Como ya venimos anunciando desde hace unas cuantas semanas, ha abierto sus puertas Madrid Gaming Experience, un auténtico festín para el jugón de pro, que verá saciada su sed de videojuegos con un catálogo enorme de novedades y actividades, así como conciertos, área youtuber, manga, cosplay, e-sports, retroworld y muchas zarandajas más. A no perdérselo, que dura hasta el día 1.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Mejor un buen libro

¿Quién no querría ver a Ben Affleck cuadrando balances como si no hubiera un mañana?

¿Quién no querría ver a Ben Affleck cuadrando balances como si no hubiera un mañana?

Poca chicha hoy en la cartelera, la verdad. Los estrenos del día no dan demasiada tregua, pero en fin, los metemos en un cubilete y elegimos, por ejemplo, “El contable”, un thriller de Gavin O’Connor (director de la bastante reivindicable “Warrior”, y que hace nada nos despachó “La venganza de Jane”) que cuenta la historia de Christian Wolff, un contable y genio matemático, aparte de hombre extremadamente tranquilo (quién lo iba a sospechar con su profesión), obsesivo con el orden y con mucha más afinidad con los números que con las personas, que lleva una doble vida como asesino despiadado (oh sorpresa, también). El bueno de Ben Affleck la protagoniza, acompañado por rostros solventes como Anna Kendrick y J.K. Simmons. Y, en la otra acera, otro thriller, esta vez con bestseller debajo del brazo: “La chica del tren”, que cuenta la historia de Rachel (Emily Blunt), una mujer devastada por su reciente divorcio que dedica cada mañana de camino a su trabajo a fantasear sobre la vida de una pareja aparentemente perfecta que vive en una casa por la que su tren pasa cada día. Pero una mañana Rachel es testigo desde la ventana del tren de un impactante suceso y se ve involucrada en el misterio que ella misma revela. Y, para cinéfilos un poco más exigentes, no viene mal echar una ojeada a títulos como “Verano en Brooklyn” o “Cuando tienes 17 años”, lo último de André Téchiné. O hasta “La próxima piel”, del temible Isaki Lacuesta. Ustedes vosotros mismos.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Torete

Este sí que es un morlaco fiero y no el que mató a Manolete

Este sí que es un morlaco fiero y no el que mató a Manolete

El cine español sigue embistiendo a gusto y siempre que le dejan (es decir, cuando hay colchón financiero-televisivo de por medio). Es el caso de “Toro”, con Atresmedia poniendo la plaza y encima con el Festival de Málaga asegurando ovación y vuelta al ruedo. Así que las orejas y hasta rabo están casi en la saca, aparte de los motivos obvios, como son Luis Tosar y Mario Casas (seguramente, junto a Dani Rovira los únicos que llenan, o medio llenan, cines patrios hoy en día), que bordan a cara de perro un thriller sucio, setentero, de vendettas y ajustes de cuentas familiares y con mucho exabrupto. Nada que ver con la sofisticación de “Eva”, la memorable ópera prima de Kike Maíllo, pero no todos los días son fiesta. Para pasar el rato y disfrutar una vez más de José Sacristán, que cara de acelga está que se sale en su enésima juventud. Aparte, también hay estrenos interesantes como la tórrida “Cegados por el sol”, una de dibus etiqueta negra como “El niño y la bestia” o una dramedia en la mejor tradición francesa como “Los recuerdos”. Y, para beatos timoratos, una cosa llamada “Los milagros del cielo” que es para miccionar y no echar gota.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Delicias turcas

Las cinco gracias de "Mustang", huyendo del ogro con bigote

Las cinco gracias de “Mustang”, huyendo del ogro con bigote

Hoy llega a la cartelera una de las sorpresas más agradables del cine europeo de los últimos años: “Mustang”, una delicia turco-francesa dirigida por el primerizo Deniz Gamze Ergüven y protagonizada por un quinteto de muchachas a las que habrá que seguir muy de cerca los próximos años. Un drama con una estética que puede recordar a “Las vírgenes suicidas” pero con un fondo argumental más parecido a “La casa de Bernarda Alba”, ya que se trata nada menos que del encierro doméstico de las sobrinas de un gañán a la vieja usanza para que no se acerquen a ningún mozo en edad de merecer y no cunda el escándalo por el pueblo. Un drama con toques de comedia (algunas escenas son de traca, como la huida a un partido de fútbol solo para chicas como las corridas de Jesulín, con perdón), aunque también con momentos de tragedia, y con una sensibilidad por momentos a flor de piel con olor a salitre mediterráneo. Un filme que se quedó a las puertas del Óscar a la mejor película de habla no inglesa, pero que cazó unos cuantos premios César la mar de merecidos. Además, aún reciente el Día de la Mujer, filmes como estos abren los ojos sobre lo cavernícola de algunos usos y costumbre como el matrimonio concertado a las bravas en países que están apenas a dos horas y pico de avión. Y, por si alguien prefiere una dieta más ligera, recordar que también se estrenan sendas terceras entregas: de la saga “Divergente”, llamada “Leal”, y de “Kung Fu Panda”. La elección, a gusto del consumidor, aunque servidor lo tendría claro.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Forza Italia

Caine y Keitel, espiando por si les salpican algunas gotas de la fuente de la juventud

Caine y Keitel, espiando por si les salpican algunas gotas de la fuente de la juventud

Enero está afilando la guadaña cosa fina, y se está muriendo gente que nunca antes se había muerto, como decía el sabio. Gente poco corriente, o si se prefiere extraordinaria. El último, Ettore Scola, excelente director de joyas como “Una jornada particular”, “La cena”, “La familia”, o su testamento sentimental, “Gente de Roma”, deliciosa, extravagante y altamente recuperable en DVD. Y es que las personas pasan, pero sus obras permanecen. Consuelo que nos queda a los pobrecitos mortales en este mundo que nos va echando a codazos lenta pero indisimuladamente. Ah, Italia, eterna y zarandeada Italia. Es como España, pero con la mafia asumida y hasta ufana, nada de chorizos de provincias dando lecciones de moral y dignidad. Un desahogo que se refleja en su cine y cineastas. Precisamente hoy llegan a la cartelera, como homenaje por azar al maestro desaparecido, los nuevos trabajos de dos de los más aventajados: Paolo Sorrentino y Nanni Moretti. El primero, después de su magistral “La gran belleza”, incide en la poesía de la decadencia barroca con “La juventud”, una reflexión rocambolesca e irregular sobre la vejez y el arte caduco con dos actores de los de caerse los lagrimones: Michael Caine y Harvey Keitel. Y Moretti, el inolvidable Moretti de “Caro diario”, vuelve con “Mia madre”, otro satélite alrededor de la madurez, la enfermedad, la familia y el arte pero con ese sentido del humor y ese vitalismo estoico que le caracterizan. Y con John Turturro también resucitado, buena noticia. Hablando de ancianos, ¿y el viejo Hollywood? Pues eso, pachucho pero intentando mantener el tipo con “La gran apuesta”, un galimatías pintón sobre tocomochos financieros y Robin Hoods con tirantes protagonizada por galanes afeados (Pitt, Bale, Gosling) y nominada a cinco Oscar y tal. Pues eso.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Roja y radiante

Inma Cuesta, en capilla lorquiana

Inma Cuesta, en capilla lorquiana

Definitivamente, no corren buenos tiempos para la lírica. En realidad, ni buenos ni malos. Todo es un pinball absurdo de misas electorales a varias bandas, encuestas trampeadas, indemnizaciones mafiosas millonarias, colas kilométricas en Doña Manolita y gente que, para salir de la locura y la tontuna, pide créditos-soga al banco para comprar compulsivamente porque la tele dice que la cosa va de dulce. Ante tal panorama, lo de siempre: meterse en el cine y esperar que los problemas los tengan otros. Y, si puede ser tapizados de un poco de poesía, mejor. Y si es de Lorca, ni te cuento. Véase “La novia”, uno de los estrenos estelares de la semana, pinturera adaptación de la inmortal “Bodas de sangre” a cargo de Paula Ortiz (“De tu ventana a la mía”) protagonizada por una Inma Cuesta que, cada vez que asoma por la gran pantalla, le provoca un dulce escalofrío de cabo a rabo. En esta ocasión, lamentablemente, no sonríe demasiado, pero muestra todo sus encantos y hechizos dramáticos en esta tragedia telúrica con un triángulo amoroso de los de antes. Mucha entrega, algo de aspavientos y una estética cuidadosa (en ocasiones demasiado, rozando el spot perfumista navideño con balada coheniana de fondo) hacen de esta película una de las sorpresas nacionales para cerrar el año (nueve nominaciones a los Feroz la contemplan, y esperemos el lunes a ver las candidaturas a los Goya). Del resto de estrenos de la semana hay, como en botica, un poco de todo: senderismo con el tito yayo Redford de sherpa (“Un paseo por el bosque”), comedia francesa de esas que ven millones de vecinos pero que aquí pasa casi desapercibida (“Papá o mamá”), fábula barroca y fantástica a la italiana (“El cuento de los cuentos”) o, para amantes del terror y el thriller, ese Sitges Tour que nos descubre perlas tan interesantes como “La próxima vez apuntaré al corazón” (más detalles de servidor aquí). Pues eso, apunten y disparen, que vienen curvas.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Tiempo muerto

Tranquilo, que si esta no te convence, en junio de 2017 ya está programada la secuelita

Tranquilo, que si esta no te convence, en junio de 2017 ya está programada la secuelita

Sí, tiempo muerto. Y no de los de 20 segundos. De los largos, de los televisivos en pleno All-Star. Uno de esos es lo que tenía que tomarse Hollywood con el cine de superhéroes. Pero no parece que vaya a hacerlo: 25 películas, 25, van a llevar el sello de Marvel y DC el siguiente lustro. Secuelas, precuelas, blockbusters llenos de estrellas, filmes menores sobre héroes casi desconocidos… y el último invento maquiavélico: el reboot o relanzamiento de franquicias. Si no salió del todo bien un Spiderman, pues venga otro para hacer un par de pelis más, y si ni por esas, pues hasta una tercera fotocopia para que tenga su franquicita debajo del brazo, cómo no. Lo mismo ocurre con “Los cuatro fantásticos“: tras dos películas chapucerillas y blandiblús donde lo único interesante era la curvilínea presencia de Jessica Alba -aunque la pobre se llevó sendas nominaciones a los Razzies como peor actriz-, ahora les llega la segunda oportunidad. Encima, igualito que a Batman, quitándoles su espíritu pop y sesentero y lanzándolos al lado oscuro y atormentado. Un muermo pirotécnico, vamos. Lo más penoso del asunto es que el canto de sirena Marvel ha encandilado a gente valiosa como Josh Trank (director de la sugerente “Chronicle”, justamente en las antípodas ideológicas de esta) y a Miles Teller, el estupendo y sangrante protagonista de “Whiplash”. Aunque, para sangrante, esta última campanita de Pavlov para que los borreguetes espectadores acudan en masa a su cine de extrarradio y se dejen la paga semanal. Por suerte, también hay novedades interesantes en la cartelera como “Mr. Holmes”, “Cut Bank” o, sobre todo, “Amar, beber y cantar”, despedida insobornable de uno de los genios de este oficio, un tal Alain Resnais (hala, a la Wikipedia zangolotinos).

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).