Trono de Hierro al rojo vivo

Una trama apasionante y unos dibujos genial definen este sensacional cómic

Una trama apasionante y unos dibujos genial definen este sensacional cómic

Por si alguien que viva en Marte o en algún iglú de Groenlandia no lo ha notado, estamos ante la última temporada de «Juego de Tronos», que actualmente se emite en Movistar +. Así que quedan escasas semanas para conocer el desenlace de una de las series más populares y premiadas de todos los tiempos, para que no nos conectemos a internet los lunes por la mañana para evitar spoilers, para que numerosas localidades patrias dejen de frotarse las manos ante los posibles y pingües rodajes en sus costas y para desentrañar todos los flecos de una trama salomónica en la que el poder, la ambición, el sexo, la violencia, el draconismo y el enanismo son el pan nuestro de cada día. Y, como colofón perfecto a esta fiebre, Planeta Cómic acaba de lanzar «Choque de Reyes», excelente adaptación gráfica de la segunda novela de «Canción de Hielo y Fuego» original de George R.R. Martin. Se trata del primero de tres lujos tomos de casi 200 páginas por barba que argumentalmente se centra justo después de los hechos acontecidos en «Juego de Tronos», cuando la guerra civil asoma en Poniente cuando Daenerys Targaryen, como heredera de la dinastía Targaryen, busca reclamar el Trono de Hierro. Arya, con la ayuda de Yoren, un hermano de la Guardia de la Noche, ha huido de Desembarco del Rey pero el camino hasta el Muro está lleno de peligros. Mientras tanto, Sansa acude a un torneo en honor del Rey Joffrey y Bran, en Invernalia, sufre extraños sueños con lobos. Una auténtica joya estupendamente presentada y con un trazo limpio y agresivo que se une a los demás tomos de «Juego de Tronos» presentes en el catálogo de Planeta Cómic. En fin, un libro imprescindible para seguir los entresijos apasionantes de una de las series más importantes de todos los tiempos.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Apoteosis final

Otra más de los Vengadores, venga

Otra más de los Vengadores, venga

Ya resuenan, cual jinetes apocalípticos, las nuevas -y parece que últimas- aventuras de la alegre muchachada Marvel, que ya hemos perdido la cuenta del número de veces que tenemos que aguantar sus chanzas, sus cuitas y sus heroicidades. Pues venga otra más con «Vengadores: Endgame»: después de los devastadores eventos ocurridos en «Infinity War», el universo está en ruinas debido a las acciones de Thanos, el Titán Loco. Tras la derrota, las cosas no pintan bien para los Vengadores. Mientras Iron Man vaga en soledad junto a Nebula en una nave lejos de la Tierra, el grupo encabezado por Capitán América, Viuda Negra, Hulk  y Thor deberá tratar de revertir los efectos de la catástrofe provocada por Thanos. Los Vengadores deberán reunirse una vez más para deshacer sus acciones y restaurar el orden en el universo de una vez por todas. Esta vez, contarán también con aliados como Ojo de Halcón y Capitana Marvel , además de Ant-Man , que presumiblemente podría haber estado atrapado en el Reino Cuántico. Juntos, se prepararán para la batalla final, sin importar cuáles sean las consecuencias. Esta enésima entrega está de nuevo dirigida por los hermanos Joe y Anthony Russo (Capitán América: Civil War, Capitán América: El Soldado de Invierno). Escribe el guión del filme el tándem formado por Christopher Markus y Stephen McFeely, autores de los libretos de Thor: El mundo oscuro (2013) y Capitán América: El Primer Vengador (2011), a partir de la serie de cómics de Marvel titulados La Guerra del Infinito, creada por Jim Starlin. El reparto del filme cuenta, entre otros, con Chris Evans (Un don excepcional), Scarlett Johansson (Ghost in the Shell: El alma de la máquina), Robert Downey Jr. (Spider-Man: Homecoming), Mark Ruffalo (Spotlight), Chris Hemsworth (Men in Black: International), Brie Larson (Kong: La Isla Calavera), Karen Gillan (Jumanji: Bienvenidos a la jungla), Jeremy Renner (La llegada), Paul Rudd (Mute), Evangeline Lilly (Pequeño Demonio), Bradley Cooper (Mula), Gwyneth Paltrow (Mortdecai) y Josh Brolin (Sicario: El día del soldado). Tres horas épicas y titánicas para solaz de sus fans, que son legión. Y ojo porque, para desengrasar, también se estrena un western bastante apañadito: «Sin piedad», filme dirigido por Vincent D’Onofrio y protagonizado por Ethan Hawke y Dane DeHaan sobre la leyenda de Billy el Niño y su contumaz perseguidor, Pat Garrett. Un filme que conserva las esencias del género y le aporta una visión curiosa, ya que se centra no solo en la leyenda de los forajidos sino en un personaje adolescente fascinado por el aura criminal de Billy. No está mal la peli, la verdad.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Deacon, el gran héroe apocalíptico americano

Acción "neozombi" en uno de los juegos para PS4 más esperados del semestre

El protagonista de «Days Gone»,  uno de los héroes  por excelencia del sector

Llegamos al día D: hoy se lanza Days gone y, desde luego, con el hype por las nubes. Por nuestra parte, solo queda redondear nuestra faena dedicando un artículo al protagonista de la aventura: un motero fuera de la ley llamado Deacon St. John, vagabundo, cazarrecompensas y vestigio errante de la humanidad, que surca caminos indómitos para intentar sobrevivir en un mundo devastado por una pandemia global. Lacónico y expeditivo cual forajido de western, Deacon es uno de los pilares de “Days Gone”, pues tendrá que enfrentarse a cara de perro contra los “engendros”, humanos infectados por un virus que los ha convertido en criaturas salvajes y hambrientas, dos años después del devastador cataclismo.

Por tanto, la supervivencia será la clave de este juego cuyos protagonistas deberán enfrentarse a la desesperación, la pérdida, la locura, la traición, la amistad, la hermandad, el arrepentimiento, el amor y la esperanza, intentando encontrar una razón para vivir ante circunstancias tan adversas (el último tráiler gameplay de Days Gone da buena cuenta de todo ello). Supervivencia en todos los sentidos, ya que Deacon arrastra un pasado traumático y un sentimiento de culpabilidad por el destino aciago de su mujer que le hace ser uno de esos personajes estelares de cualquier drama psicológico, con o sin zombis de por medio. Por ello, durante su aventura tendrán que transformarse radicalmente para salir de su concha y adaptarse al entorno, incluso interactuar con los personajes humanos que se encuentra por el camino y, por supuesto, con el entorno que le aprovisionará a conciencia. Porque, como buen survival, podremos usar múltiples formas para completar objetivos, como utilizar el sigilo para derribos silenciosos o adoptar un enfoque agresivo mediante armas de largo y corto alcance.

En este sentido, la reparación y conservación de las armas disponibles (desde armas de fuego a armas blancas, pasando por ballestas o cócteles molotov para dispersar a las hordas) es algo clave. Además, podremos crear nuevos objetos para mejorar la eficacia del combate. Un punto importante de Deacon es su moto, prácticamente una extensión de sí mismo, y que tendrá que mimar y tunear para librarse de las hordas y recorrer el camino buscando la libertad. Todo ello forjará el carácter de Deacon, uno de esos tipos que dejan huella en la consola.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Enemigos de todo pelaje y cómo combatirlos

days_gone_-4806342

Las Hordas actúan de forma sincronizada como un organismo único. Tendrás que disparar, poner trampas y activar explosivos al mismo tiempo en una huida agónica.

Nuestro recorrido por Days Gone continúa. Tercera etapa, esta vez para sumergirnos en la más rica de sus salsas. O sea, la acción descarnada y brutal que debemos protagonizar para salvar el pellejo en un mundo hostil y plagado de enemigos. Activamos el instinto de supervivencia y arrancamos nuestra moto con Deacon en su manillar dándolo todo.

La pandemia global nos acorrala por todos lados y el más claro exponente de sus efectos son los engendros, infectados por un virus que los ha convertido en criaturas monstruosas. Éstas tienen patrones de comportamiento comunes, de tal forma que hibernan, buscan agua y migran en grandes manadas de un territorio a otro. Pero, sobre todo, devoran cuanto humano o animal encuentran a su paso. Generalmente se mueven en grupo, se asientan en nidos extendidos por todo el mapeado del juego, cuentan con una IA que los hace más inteligentes que los clásicos zombis y se comunican e interactúan entre sí. Y ojito, cuando llega la noche se hacen aún más peligrosos. Nada de dormir como angelitos.

Veremos-ms-de-Days-Gone-en-el-Tokyo-Game-Show-Sony-mostr-el-triler

Aparte de dejarte medio sordo, el grito de las Chillonas te los pone de corbata, ya que avisa de tu presencia a mogollón de hambrientos engendros para atacarte en manada.

Los engendros no son todos iguales y los encontramos de varios tipos. Los más comunes son los Zánganos, básicos y moviéndose en grupos pequeños de dos o tres individuos, aunque también se pueden agrupar en masa de cientos para formar las temibles Hordas, actuando de forma perfectamente sincronizada y como un organismo único. Cuando veas venir una horda, a correr y a echar continuamente la vista atrás para disparar y activar todas las trampas posibles antes de que su aliento llegue hasta tu cogote, o peor aún, te cacen y hagan picadillo contigo. También están los Renacuajos, oportunistas e infantiles (antiguos adolescentes), se esconden en la sombra para actuar en solitario de forma rápida; eso sí, sólo atacan si te ven debilitado o invades su espacio. Luego están las Chillonas, quienes utilizan su grito desgarrador para advertir a los enjambres y echártelos encima. Por último, mucho cuidado con los engendros de tamaño agigantado porque como te atrapen sencillamente te machacan.

1545993748_094386_1545993930_noticia_normal

Como vemos en la imagen, Deacon St. John no sólo se las verá tiesas con engendros, la mala sangre correrá por la mayoría de los supervivientes humanos.

Vamos, un panorama pa’ cagarse y, ojo, tan solo por parte de los infectados, amén de animales salvajes igualmente aquejados por la pandemia y con la genética depredadora pasada de rosca. Porque de otra parte hay humanos de los que cuidarse, al menos tanto como de los engendros y que, como nuestro héroe Deacon, han sobrevivido… pero con mucha mala baba. La mayoría de los “sanos” bípedos implumes van a querer arrebatarnos nuestros recursos, e incluso intentarán matarnos a las primeras de cambio para quedarse con lo ajeno. No podemos bajar la guardia en ningún momento ante las cinco grandes bandas que pugnan por imponer su ley y con las mismas intenciones de despellejarnos vivo. Hasta será preferible invertir las tornas e ir a liquidarlos en sus campamentos utilizando el sigilo o directamente sacando a relucir arsenal y pirotecnia detonadora. No obstante, la dinámica de ocasionales narrativas emergentes, que de forma inesperada debemos protagonizar, nos obligará a ello. Así, toda aportación a nuestro manual survival será bienvenida para superar el camino sembrado de minas del postapocalíptico Days Gone: suministros, armas (de fuego y blancas, pasando por ballestas o cócteles molotov para dispersar a las hordas), recursos para la reparación y mejora de éstas, incluyendo crafteo, y crear medicinas para no sucumbir a la muerte. También interactuar con el entorno, básico, y con nuestra moto, pieza clave en el indómito devenir.

days_gone_-4809112

La moto hay que cuidarla y mimarla al máximo por ser la mejor aliada. Además de nuestro medio de transporte, sobre su «montura» es la mejor forma de salir pitando en situaciones extremas.

Frente a locura y la desesperación la moto será nuestro mejor aliada. Por eso debemos tenerla a punto, rellenar su tanque de combustible cuando sea posible, mejorarla en los talleres encontrados en los campamentos. En definitiva, cuidarla y mimarla, porque como nadie nos salvará de las situaciones más extremas. Además, no sólo es un medio de transporte, sirve igualmente de punto de control móvil de la partida, antes de que los engendros, que están por todas partes, nos fastidien nuestro sufrido progreso. A propósito, y lo habrás deducido ya, el sistema de progresión es de lo más cuidado en el juego, el cual nos permite mejorar la resistencia o la salud del héroe, así como desbloquear otros parámetros gracias a la experiencia y nivel obtenidos.

Lo dicho, hay que echar mano de todo el manual survival para superar la presión extrema a la que nos somete Days Gone. Oye, y encantados de la vida.

Hasta el próximo capítulo.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Lucha a borbotones

mortal_kombat_xi-4742422

Más grande, más espectacular y más accesible. Mortal Kombat 11 hace todo mejor que su antecesor, y mira que aquel era ya bueno.

Apenas han pasado cinco meses desde su anuncio, pero Mortal Kombat 11 ya es una realidad. Tras la sobresaliente entrega anterior, los chicos de NetherRealm se tomaron un respiro de su franquicia estrella para dedicarse a programar y promocionar Injustice 2, que tuvo una importante presencia en diferentes torneos de deportes electrónicos. Mientras que Mortal Kombat X presentaba a la perfección los puntos fuertes de la franquicia, esta última entrega es capaz de mejorar lo que ya existía.

No se trata tanto de una revolución como de una evolución. Esto significa que hay personajes que regresan después de muchos años, nuevos movimientos, más opciones de personalización. Las personalizaciones de los luchadores ya no son solo estéticas. Hay objetos que pueden producir cambios en la jugabilidad, por lo que el juego incluye al menos tres modificaciones por personaje que podrán utilizarse en partidas multijugador, para que todos los usuarios jueguen en igualdad de condiciones.

Una de las primeras cosas que llaman la atención es cómo han refinado el apartado técnico. Por descontado que tiene contenido para mayores de edad, pero al mismo tiempo es bellísimo. Si miras las expresiones faciales, el trabajo de los desarrolladores ha sido brillante, porque se notan todas las emociones de los personajes ya sean de dolor, alegría o el carácter desafiante. Han pasado cuatro años desde que se lanzara MKX y se nota. De hecho, Mortal Kombat 11 utiliza un motor gráfico renovado, y hasta en la versión de Switch -sin ningún tipo de censuras- el juego luce espectacular.

fatality_1555931851945

Los niveles de gore le pueden traer algún problema entre aquellos usuarios que no estén familiarizados, pero el juego es excelente.

La ultraviolencia es algo que no podemos dejar de mencionar. El gore, que tantos quebraderos de cabeza le han dado a la saga en el pasado, lo han llevado a límites inimaginables. Con mucho, es la entrega con más ríos de sangre, corroborado por las propias palabras de sus creadores. Y no mienten. Los famosos fatalities hace tiempo que dejaron de ser noticia, y los programadores se pasan tanto de rosca en algunos movimientos que consiguen hacer que parezcan hasta cómicos. Pero hay que avisar que gracias al poderío técnico de MK11 permite un nivel de detalle impresionante en el más estricto de los sentidos, por lo que los estómagos sensibles deberían abstenerse de echar unas partidas.

Las torres de desafíos que se estrenaron en Mortal Kombat 3 vuelven a hacer acto de presencia. En MKX se las conocía como Torres Vivas, pero ahora se denominan Klassic Towers y Towers of Time. Su diseño es muy similar al de los desafíos de Injustice 2, pero permitiendo acceder a ellos por vías distintas que mejor que descubras por tu cuenta.

maxresdefault

La saga de lucha sigue innovando a pesar de los años que lleva en activo, cambiando sus mecánicas para atraer a nuevos jugadores.

Otro de los cambios más importantes en la nueva entrega de la serie de lucha es su interfaz y la distribución de barras de energía. Divide los medidores en dos barras distintas: Ofensa y Defensa. La barra de vida permanece igual, pero ahora permite activar el mecanismo Fatal Blow, que destaca bajo el interfaz y recuerda al jugador cuándo puede activar este golpe, un sistema muy parecido al visto en los primeros Samurai Shodown. Los medidores de Ofensa y Defensa determinan cómo funcionan los ataques especiales y los movimientos defensivos sin afectar el uso de unos al de los otros. Permite planificar mejor los combates, cambiando la estrategia según nos parezca.

Con cerca de tres décadas a sus espaldas, Mortal Kombat es una de las franquicias de lucha que mejor han sabido adaptarse a los tiempos en los que vive. Más allá de apalancarse en una fórmula de éxito, los programadores han apostado por nuevas formas de afrontar cada entrega, y MK11 es el mejor ejemplo. De hecho, puede que se trate del mejor capítulo en la historia de esta saga.

Texto: CARLOS GONZÁLEZ

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Japón desatado

Combate y sigilo se dan la mano en un juego espectacular

Combate y sigilo se dan la mano en un juego espectacular

Ya habita entre nosotros «Sekiro Shadows Die Twice», un título tan bello como contundente, que nos insta a revivir el periodo más sangriento y brutal del país del sol naciente (la era Segoku, a finales de siglo XVI) mientras nos adentramos en la mente de un guerrero que dará su vida por salvar a su amo y por conseguir la venganza que tanto ansía. Se trata de la última maravilla de FromSoftware, creador de sagas tan memorables como “Bloodborne” y “Dark Souls”, y que cuenta con la dirección de otro de los gurús más respetados del mundillo: Hidetaka Miyazaki. Con tal pedigrí, más la distribución de Activision, estamos ante uno de los títulos más esperados y premiados (más de medio centenar de prestigiosos galardones en la pechera), que combina sabiamente acción y aventuras en tercera persona con elementos RPG. Esta propuesta single-player pone al jugador en el papel protagonista de un guerrero de noble corazón, cuya misión es rescatar a su amo, un joven señor, al tiempo que busca la venganza sobre su archienemigo.

Así, encarnaremos al «lobo de un solo brazo», un guerrero desfigurado y caído en desgracia rescatado de los brazos de la muerte. Tras comprometerte a proteger a un joven lord, descendiente de un antiguo linaje, te convertirás en el objetivo de varios enemigos, incluido el peligroso clan Ashina. Cuando el joven lord es capturado, nada podrá detener su peligrosa búsqueda para recuperar su honor, ni siquiera el más allá. Por lo tanto, deberemos trazar nuestro propio camino hacia la venganza enfrentándonos cara a cara a enemigos descomunales en una oscura y tortuosa aventura dotada de un nivel de detalle gráfico asombroso. Como buen título de acción medieval, el arsenal de mortíferas herramientas y habilidades shinobi que tendremos a nuestra disposición es impresionante, así como los movimientos del protagonista, ágiles y precisos en una perfecta combinación de sigilo, desplazamiento vertical y combate visceral. También es importante entender la filosofía y la motivación profunda de El Lobo, el shinobi que controlaremos a nuestro antojo. Y es que, cuando era pequeño, un búho lo rescató de un campo de batalla y ahora tiene el encargo de proteger a un nuevo señor, el descendiente celestial, un niño al que secuestran al principio de la historia. Tendrá que recuperarlo, pero al despertar, se encuentra con un brazo mecánico que nos otorga una gran variedad de herramientas con las que personalizarlo, además de usarlo como gancho. También podremos romper escudos con el hacha, atraer enemigos con la lanza, prenderles fuego, aturdirlos con shurikens o bloquear sus ataques con un abanico de hierro. En definitiva, un título espectacular, con un acabado impecable y ese encanto tan especial del subgénero medieval nipón.

La faceta combativa es la que se lleva la palma en este juego. Sobre todo por la necesidad que conlleva de usar técnicas distintas para enfrentarse a cada enemigo. La técnica a seguir consiste en ir bloqueando ataques del oponente para debilitar su postura, y aprovechar el momento para infringir un ataque mortal; asimismo, hay que ser consciente de cuándo es mejor contraatacar, esquivar o incluso usar el sigilo. Para ello habrá que tener en cuenta nuestra barra de resistencia y el progreso en nuestras habilidades, por ejemplo con el uso de la pólvora.  Aparte de la fuerza y el poder de nuestra espada, el sigilo es fundamental en nuestra aventura, principalmente cuando nos topemos con enemigos rezagados o cuando queramos urdir un ataque rápido para dejarlos “en paños menores”. Las técnicas sigilosas son variadas: desde caminar agachados por zonas de vegetación hasta situarnos a espaldas de los malos para sorprenderlos. También destaca nuestra verticalidad, que nos permite trepar y saltar desde cornisas o muros. Aunque ojo porque también nos pueden detectar si nos acercamos a su ángulo de visión mediante una alerta triangular roja. En fin, la caña de juego.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Historia para disfrutarla a sorbos

days_gone_-4788251

Sarah y Deacon en los tiempos felices. Y cuanto más acelero, más calentito me pongo…

Los días pasados, aquellos cuando los brazos de su chica lo rodeaban mientras dirigía su moto contra el viento fresco de una naturaleza libre. Esos días, ya no volverán… definitivamente. Que suene el rock ‘n’ roll, que no pare la música ni el baile maldito de cientos, que digo, de miles de freakers/engendros, de humanos con mil aristas y tan poco fiables como un mono con una cuchilla de afeitar, de animales salvajes más salvajes de lo habitual y mutantes. El mundo contra Deacon St. John, así de tiesas se las verá el protagonista y héroe de Days Gone, mientras “cabalga” sobre su moto hacia un destino incierto en una lucha por la supervivencia única.

En el mundo caótico y frenético de Days Gone la historia bruñida por Ben Studio trasciende mucho más allá de ser otro juego de apocalipsis zombi. No obstante, al estudio de Oregón, autores de la serie Syphon Filter y de las aventuras de Nathan Drake en PS Vita, le gusta trabajar la narrativa con esmero, a base de intriga con ricos matices y dosificadas raciones de información para atrapar al jugador. Así nos ocurre poco a poco con lo que pasa por la cabeza de Deacon, lo que siente, los recuerdos que atormentan su corazón tras la pérdida de su mujer a causa de la pandemia global dos años atrás, cuando todo comenzó. Una personalidad que guarda sorpresas tras la fachada de mercenario cazarrecompensas y que no desentrañaremos en su totalidad hasta finalizar el juego. Si bien los precedentes de su pertenencia a una banda motera son conocidos pronto, todo lo demás en su ruta por salvar el pellejo nos va salpicando en el camino y sacudiéndonos continuamente como si estuviéramos en una montaña rusa y sin previo aviso. Hasta habrá que tragar sapos y ceder a la coacción para poder recuperar nuestra moto, realizando peligrosas misiones al servicio de algún canalla sin escrúpulos. Porque si algo debemos cuidar y necesitamos como agua es nuestra moto, ese otro “protagonista” con el que creamos un vínculo especial de interacción cual amo con su caballo. Así, debemos cuidar, alimentar de “gasofa” y mejorar nuestra querida montura de dos ruedas.

days_gone_-4809115

Boozer y Deacon, dos en la carretera para afrontar los peligros del mundo postapocalíptico.

Todo está perfectamente guionizado en Days Gone, lo cual no quiere decir tener un desarrollo predeterminado y puramente lineal. Es más, los chicos de Ben Studio se han preocupado de implicar a los jugadores en el devenir de los acontecimientos con el peso de sus decisiones. Habrá momentos en los que debemos sopesar y valorar nuestras propias actitudes en la piel de Deacon, por ejemplo, en la forma de relacionarnos con quien es nuestro compañero de correrías motorizadas, Boozer. Incluso se plantea la tesitura de progresar en el juego a riesgo de traicionar la lealtad para con un amigo fiel. Tomar una postura u otra determina la distinta evolución en el juego.

days_gone_-4809124

La inspiración zombi de “The Walking Dead” y “World War Z” es evidente en Days Gone.

La línea argumental de Days Gone es un sinuoso viaje por recorrer y gozar bajo la influencia “The Road” de Cormac McCarthy con unas gotas de “El halcón callejero; con inspiración zombi hundida en “The Walking Dead” y “World War Z”, como confiesa John Garvin, director creativo del proyecto; iluminado por la luz errante de “Sons of Anarchy” en la creación del protagonista. Acaso en el espíritu libre de Deacon St. John hallamos la esencia de la historia que tan estupendamente sintetiza Jotacé en su artículo de Megaconsolas nº147 -no dejes de pillarte la revista en El Corte Inglés- “enfrentado a la desesperación, la pérdida, la locura, la traición, la amistad, la hermandad, el arrepentimiento, el amor y la esperanza, intentando encontrar una razón para vivir ante circunstancias tan adversas”.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Miedo y llanto

La Llorona, haciendo acto de aparición

La Llorona, haciendo acto de aparición

Marchando una de terror para que se nos atraganten un poco las torrijas. Se trata de «La Llorona», filme alrededor de la pavorosa y legendaria figura de «la mujer que llora», Una aparición terrorífica, encerrada entre el Cielo y el Infierno. La sola mención de su nombre ha despertado el terror alrededor del mundo durante generaciones. Sus lagrimas son eternas, y letales, y aquellos que escuchen su llamada de muerte por la noche están condenados. Ignorando la escalofriante advertencia de una madre sobre el peligro que podrían correr sus hijos, una trabajadora social (Linda Cardellini) con dos niños pequeños sufrirá extraños sucesos sobrenaturales. Su única esperanza será escapar de la maldición de La Llorona. En los márgenes donde el miedo y la fe colisionan, tendrán que sobrevivir a su mortal grito, cuyo acecho en la oscuridad no se detendrá. Inspirada en la famosa leyenda mexicana más propia de un especial de Íker Jiménez y señora, esta película de terror está producida por James Wan (La monja, Insidious: La última llave) y supone el debut en el largometraje de Michael Chaves. Protagonizan la cinta Linda Cardellini (El fundador), Patricia Velasquez (American Family), Sean Patrick Thomas (La barbería: Todo el mundo necesita un corte) y Raymond Cruz (Better Call Saul). Lo dicho, a asustarse un poquito, que está el listón del género un poco regulera (peor que «La monja» esperemos que no sea, ¿verdad Warner?).

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Amor y traición de posguerra

TA_05943.NEF

La pasión entre un alemán y una inglesa nace entre las ruinas de la posguerra

El día que vendrá está ambientada en la Alemania de la posguerra de 1946. Rachael Morgan (Keira Knightley) aterriza en las ruinas de Hamburgo en pleno invierno para reunirse con su marido, Lewis (Jason Clarke), un coronel británico que recibe la misión de reconstruir la ciudad destruida. Pero cuando van a mudarse a su nueva casa, Rachael descubre con asombro que Lewis ha tomado una decisión inesperada: compartirán la enorme casa con sus antiguos propietarios, un viudo alemán (Alexander Skarsgård) y su atormentada hija. En esta atmósfera cargada, la hostilidad y el dolor dan paso a la pasión y la traición.

Entre vencedores y vencidos, entre las secuelas del mayor conflicto que ha sacudido el mundo y la reconstrucción para una nueva época, entre el amor y la pasión, entre la pérdida irrecuperable y la esperanza de recuperar el tiempo perdido. Estamos ante un drama romántico clásico, insertado en el panorama desolador del rastro y los efectos de la guerra que el director, James Kent, ya visitó en Testamento de Juventud. En esta ocasión, se vale de la estupenda fotografía de Franz Lustig para recoger el desasosiego que vive un matrimonio aparentemente estable, pero en el fondo tan en ruinas como la ciudad que les ha tocado vivir en el período más difícil de su relación. Kent logra exponer a luz los estados de ánimo, cómo la pareja afronta de manera distinta el dolor de una herida abierta, anestesiada de una parte por un romance inesperado al mismo tiempo inevitable. Pero es en la continuidad y la justificación del triángulo amoroso donde la debilidad del argumento se hace patente. Cruje al parecer forzado, la chispa inicial de la pasión pronto deja de tener recorrido al mostrarse contradictorio y sus conexiones emocionales pierden justificación. La química entre la esposa rechazada por la frialdad del marido y el atractivo “refugiado” alemán se va diluyendo como azucarillo en agua. Finalmente, lo que parecía iba por buen camino, resulta previsible y lastra un desenlace más acorde con el impecable diseño de producción.

En cualquier caso, el film tiene ritmo, cuenta con interesantes elementos argumentales -la subtrama de la resistencia nazi-, y el envoltorio en general luce gracias a un estimable academicismo formal con escenas emotivas, como el “Claro de luna” al piano, interpretado a seis manos entre Rachel, su amante Lubert y la hija de éste.

Texto: Sandra S. Gervassi

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).

Zombis viajeros por el mundo

Los no-muertos vuelven a sembrar el pánico planetario

Los no-muertos vuelven a sembrar el pánico planetario

El país del Sol Naciente, entre otros muchos lugares del globo, vuelve a ser escenario de cataclismos variados en «World War Z», un trepidante juego desarrollado con el dinámico motor gráfico Swarm Engine de Saber, y que resulta ser el esperado shooter cooperativo inspirado en la exitosa película de acción “Guerra Mundial Z”. El título nos lleva hasta Japón, donde hordas de zombis emboscarán a los supervivientes a través de calles estrechas y densas junglas urbanas, luchando contra jugadores hasta la misma orilla del mar. Este es uno de los episodios y escenarios estrella del juego, que contará con dos misiones disponibles en el estreno, con una misión adicional que llegará poco después del lanzamiento (viernes 16). Un juego espectacular donde tendremos que liberar cientos de zombis sedientos de sangre y de movimientos veloces a la vez sobre los jugadores, en una experiencia de acción emocionante por todo el mundo, incluyendo Nueva York, Moscú, Jerusalén y mucho más, aunque el principal atractivo es ver a los «podridos» sembrando el caos en Tokio. Juega en el modo cooperativo con hasta 3 amigos utilizando las seis clases diferentes y un arsenal de armas mortales, explosivos, torretas y trampas para demoler la amenaza fantasma y sobrevivir otro día. Sobrevive a la muerte a través de intensas misiones en la campaña cooperativa para cuatro jugadores y lucha tanto contra zombis como contra oponentes humanos reales en la vertiente multijugador competitiva, por equipos Players vs Players vs Zombies (PvPvZ). Lo dicho, otro de zombis, aunque con especial buena pinta.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (sí­guenos en Twitter Facebook).