Acabamos bien

Fassbender, hinchándose a matar infieles y templarios como si no hubiese un mañana

Fassbender, hinchándose a matar infieles y templarios como si no hubiese un mañana

Nuestra última recomendación cinematográfica del año, antes del paréntesis navideño, no podía ser más oportuna. Porque desde hace bastantes meses venimos hablando de “Assassin’s Creed”, una de las adaptaciones jugonas más esperadas y convincentes (a priori, claro) de la historia. No solo por el presupuesto y el elenco (Michael Fassbender, Marion Cotillard, Jeremy Irons…) sino porque el director Justin Kurzel (“Macbeth”) parece más que solvente para darle cuerpo y épica a un videojuego ya legendario (no como Duncan Jones con “Warcraft”, sin ir más lejos). La historia también promete: gracias a una tecnología revolucionaria que permite el acceso a los recuerdos genéticos, Callum Lynch (Fassbender) revive las aventuras de Aguilar, un antepasado suyo que vivió en la España del siglo XV. Así descubre que es descendiente de una misteriosa organización secreta, los Asesinos, y que posee las habilidades y los conocimientos necesarios para enfrentarse a la poderosa y temible organización de los Templarios en la época actual. En fin, crucemos los dedos y a ver si tenemos suerte. Y, como se acaba el año, nos sumamos a la tradición de elegir las cinco pelis que más nos han gustado/sorprendido agradablemente en 2016, y otras tantas decepciones o bodrios. Felices fiestas y tal y tal.

5 GUAYS: “La juventud”, “El renacido”, “El regalo”, “Expediente Warren 2”, “La habitación”.

5 BLUFFS: “Los milagros del cielo”, “Cantinflas”, “Mi gran boda griega 2”, “Dioses de Egipto”, “¡Ave, César!”.

Joker y Harvey os desean un feliz y gamberrete 2017 (caga y vete)

Joker y Harvey os desean un feliz y gamberrete 2017 (caga y vete)

PD. Por cierto, nada mejor para animar estas fiestas que disfrutar del lanzamiento en DVD y Blu-ray de “Escuadrón suicida”, otra de las pelis del año y perfecto ejemplo del gamberrismo y desenfreno que Hollywood le ha dotado al género de los superhéroes (junto a “Deadpool”, claro) después de una etapa de negrura bastante aburrida. En este caso, con el Joker (Jared Leto) a la cabeza, asistimos a un despiporre de defenestrados de Marvel que la lían parda. Y, como no podía ser de otra forma, las ediciones domésticas están plagadas de extras, making of, sorpresas y aguinaldos para disfrute de todos sus fans. Un cotillón-desparrame como mandan los cánones.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Un año curiosito

Por imágenes tan deslumbrantes como esta, "Mafia III" se coloca en el podio del año

Por imágenes tan deslumbrantes como esta, “Mafia III” se coloca en el podio del año

Antes de cerrar el chiscón, nobleza baturra obliga a repasar someramente el año que hemos vivido jugonamente. Un 2016 que, posiblemente, no pasará a la historia del sector, pero que ha dado buenas alegrías, sorpresas mayúsculas y algún que otro notición a la espera de que cuaje en sucesivas fechas. Sin duda el pelotazo del año ha sido “Pokémon GO”, un éxito que no se lo esperaba ni Pikachu hasta las trancas de pacharán. Más bien, un fenómeno sociológico que puede hacer cambiar los hábitos jugones, del online a la manada, por así decirlo. Hablando de cambio de paradigma, que diría el ínclito Cebrián, tampoco ha sido manco el estreno de PlayStation VR, el molón casco de realidad virtual que, desde luego, necesita irse asentando en 2017. ¿Y cuál ha sido el juego del año? Seguramente no destaque ninguno poderosamente, aunque, en el cogollito de cracks, tenemos obligatoriamente que mencionar “Uncharted 4” (recientemente premiado por el Fun & Serious; por cierto, el aluvión de ferias y festivales jugones también ha sido una de las noticias de 2016), el reciente y pintón “Final Fantasy XV”, el no menos esperadísimo “The Last Guardian”, gallitos como “The División”, “Watch Dogs 2”, “Battleborn”, “Battlefield 1”, “Forza Horizon 3”, “Quantum Break” o “Dishonored 2” y hasta aspirantes de la talla de “Overwatch”, “Yo-Kai Watch”, “Monster Hunter Generations”, “Titanfall 2”, “Pokémon Sol y Luna”, “Call of Duty Infinite Warfare” o, naturalmente, deportivos como “FIFA 17” y “NBA 2K17”. Mención aparte, y ya en el ingrato capítulo de decepciones, merece el megalómano “No Man’s Sky”, que abarcó muchísimo y apretó más bien poco (como mucho, un par de bostezos). Pero, en fin, se agradece el intento y la ambición. Aunque, si tenemos que quedarnos con alguno -en lo positivo, se entiende-, optamos por “Mafia III”, que sin ser una obra maestra ni mucho menos, sí que tiene clase, guiños y cinemática de primera y una historia con mucha miga y actitud tardosesentera. Nostálgico y blaxploitation que es uno, qué vamos a hacer.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Buscad la belleza

Amistad y poesía se dan de la mano en este mágico título de Team ICO

Amistad y poesía se dan de la mano en este mágico título de Team ICO

Todo lo bueno llega, aunque se haga de rogar. Y es que, después de innumerables retrasos, ajustes y reajustes, uno de los juegos más esperados de los últimos tiempos al fin ha tomado tierra en PS4: “The last guardian”, una fantasía que parece recién salida de la imaginación de Michael Ende aunque, en realidad, su autoría carro a cargo del Team ICO (creadores de maravillas tan imperecederas como “Shadow of the Colossus” e “ICO”) y con Fumito Ueda a la batuta. Y es que, después de ser anunciado para PS3, Sony determinó con buen criterio darle una vueltecita al proyecto para lanzarlo como se merece en Playstation 4, para que así no nos perdamos toda su belleza y poesía. Algo que, desde luego, se desparrama por arrobas a lo largo de la historia, minimalista y rotundamente sugerente, que cuenta la relación de amistad y compañerismo entre un niño y a una criatura fantástica llamada Trico. Como podemos adivinar, no se trata de domar dragones lanzallamas contra ejército de orcos, sino de ir progresando en una aventura sui géneris guiados por una jugabilidad marcada por una serie de mecánicas (casi celestes) y herramientas que combinan tanto elementos de los juegos de aventura como de plataformas, con la resolución de puzles para superar obstáculos y avanzar por el escenario. En este juego se cuenta una historia rica en elementos emotivos que tiene su centro argumental en el vínculo que se establece entre niño y bestia y la evolución del mismo a lo largo de la historia. Unos escenarios maravillosos y un “hálito” realmente especial hacen de “The last guardian” un título glosiosamente personal y apartado del 95% del común de los “mortales”. Algo que, desde luego, siempre alabamos y aplaudimos desde aquí. A disfrutar y a explorar.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Star Wars. Episodio III y cuarto y mitad

Felicity Jones, chica de moda de Hollywood, se sube al carro galáctico

Felicity Jones, chica de moda de Hollywood, se sube al carro galáctico

Como no podía ser de otra forma, hoy solo hay ojos y paga extra navideña para un título: “Rogue One. Una historia de Star Wars”, primero de los spin-offs, longanizas o similares con que Disney sigue haciendo caja al hilo de su franquicia más pingüe. Esto es, un filme ambientado entre los episodios III y IV (nostalgia pero no demasiado) donde nos encontramos con un Imperio Galáctico que ha terminado de construir el arma más poderosa de todas, la Estrella de la muerte, pero un grupo de rebeldes decide realizar una misión de muy alto riesgo: robar los planos de dicha estación antes de que entre en operaciones, mientras se enfrentan también al poderoso Lord Sith, conocido como Darth Vader, discípulo del despiadado Emperador Palpatine, por si alguien no se acordaba. Dirige la orquesta un artesano como Gareth Edwards, al que debemos el último y casi metafísico “Godzilla”, filme donde, por cierto, salía el bueno de Bryan “Walter White” Cranston, que protagoniza otro estreno del día, “Infiltrado”, un interesante thriller sobre mafias colombianas ochenteras y polis más curiosos de lo recomendable. Igual que “La comuna”, lo último del danés Thomas Vinterberg, autor de la inolvidable “Celebración” y de “La caza”, con un enorme Mads Mikkelsen que, por cierto, también asoma en “Rogue One”. Mira, qué bien hilado y conectadito nos ha quedado todo, ¿eh?

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Winter is coming

No es sol y playa precisamente lo que vende este juego gélido y misterioso

No es sol y playa precisamente lo que vende este juego gélido y misterioso

Lo más crudo del crudo invierno también es un material jugón de primera. Que se lo digan a Jacob Solomon, protagonista de un thriller más frío que el pie de una bruja, y que llegará a PC a principios de 2017: “Impact Winter”. Un juego donde sobrevivir en un mundo hostil no es tarea fácil, aunque la buena noticia es que vendrán a rescatarte dentro de treinta días… si sigues vivo. Bandai Namco y Mojo Bones han dado los primeros detalles de una aventura survival con bastante buena pinta y que nos permitirá ayudar a Jacob y su equipo de cuatro supervivientes a sobrevivir los próximos treinta días en el Vacío, un entorno duro e invernal. En “Impact Winter”, los desafíos diarios harán de cada partida una experiencia única. Con la ayuda de Ako-Light, su compañero robot, los jugadores podrán explorar ese mundo hostil y hallar soluciones mientras luchan por mantenerse con vida en la gélida atmósfera. Stuart Ryall, cofundador y diseñador de Mojo, amplía datos: “Siendo jugadores, fundamos Mojo Bones en 2011 con la intención de utilizar nuestra recién descubierta libertad creativa para explorar y diseñar ideas y conceptos únicos. Este juego representa el paso más ambicioso de nuestra andadura hasta el momento, que se inspira en nuestras películas, música, literatura y cómics favoritos”. Ya se sabe, a abrigarse hasta las orejas si no queremos acabar como Jack Nicholson al final de “El resplandor”.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Lógica que ni pintada

Mario y Kirby, perfectos maestros en el arte del rompecabezas bien ensamblado

Mario y Kirby, perfectos maestros en el arte del rompecabezas bien ensamblado

Este ha sido un gran año para la Nintendo 3DS, así que nada mejor que rematarlo con un título fetén para zascandilear entre los tiempos muertos, o moribundos, tan propios de estas fechas. Porque “Picross 3D: Round 2” es un perfecto pasatiempo para agudizar nuestro razonamiento lógico y habilidad analítica a la hora de adivinar qué objetos se ocultan tras los bloques de marras. Más de 300 puzles, más un puñado más gentileza de la inevitable tajada amiibo, harán que nuestras neuronas entren más en ebullición que la dentadura de la abuela ante la bandeja de turrones y peladillas. Y es que el juego ofrece cientos de atractivos puzles tridimensionales con un nivel de dificultad creciente para mantener a los jugadores en permanente estado de autosuperación. Cada vez que se supera un reto, el objeto cobra vida en tres dimensiones y puede ser observado desde cualquier ángulo solo con mover el lápiz táctil por la pantalla táctil. Además, por primera vez en la serie, es posible añadir colores a los bloques, lo cual añade un nuevo nivel de dificultad a los puzles: no solo hay que eliminar los bloques correctos, sino que además hay que saber cuáles deben pintarse de azul y cuáles de naranja para dar lugar a objetos perfectamente esculpidos. Además, los jugadores novatos podrán curtirse con el modo fácil, pasar luego al modo normal y, cuando se sientan con la confianza suficiente, al modo difícil. Otra novedad de esta entrega, como ya dijimos arriba, son los puzles accesibles con las figuras amiibo, que permite desbloquearse nueve puzles exclusivos inspirados en personajes de Nintendo. Entre estos personajes se encuentra Mario, Luigi, Bowser, Yoshi, Link, Kirby, Meta Knight, Rey Dedede, además de Peach y Toad, que ofrecen el mismo puzle. Pues eso, a darle al coco, que no todo va a ser soplar el matasuegras o martirizar la zambomba.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Mel se fue a la guerra

Gibson renace desde su mejor trinchera: la silla de director

Gibson renace desde su mejor trinchera: la silla de director

Recuerdo cuando me mandaron a entrevistar a Mel Gibson a París por “El patriota”. Bueno, entrevistar es mucho decir, porque el tipo solo acertaba a mascullar un par de frases entre eructo y gargajo, con la mirada gacha y la actitud errática, por decirlo suavemente. No tuve más remedio que corresponder su “gentileza” callándome con cara de Buster Keaton mientras que el resto del grupito de gacetilleros continentales se atropellaban cosiéndole a preguntas, los muy membrillos. De esto hace unos quince años -sí, cuando servidor aún era periodista “de verdad”- y Mad Max todavía no había caído en la espiral de autodestrucción, dipsomanía y fachería racista que le condenarían al ostracismo. Aunque, desde luego, algo oscuro se barruntaba más allá del azul oceánico de sus ojos. Para que no se diga que Hollywood no perdona a sus hijos pródigos, el bueno de Mel ha vuelto al redil y, tras diez años sin dirigir (qué buena era “Apocalypto”), vuelve a ponerse detrás de las cámaras con una nueva lección de sangre, víscera y heroísmo a borbotones con “Hasta el último hombre”, un drama bélico que narra la historia de Desmond Doss, un joven médico militar que participó en la Batalla de Okinawa en la II Guerra Mundial y se convirtió en el primer objetor de conciencia en la historia estadounidense en recibir la Medalla de Honor del Congreso. La crítica le ha recibido con los brazos abiertos, y el público también, considerando que no sale ningún friqui de Marvel soltando pedorretas. Bienvenido, chavalote. Para quien busque otra cosa en los estrenos de hoy, recomendamos “El editor de libros”, aunque solo sea para lanzarse a leer como cosacos al gran Thomas Wolfe, uno de los novelistas más injustamente olvidados de la historia, y para reivindicar la figura del editor-corrector-padre, a años-luz de los tiburones tecnócratas que pueblan las actuales torres de marfil literarias.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Navidades zombis

¿La sección de abetos y guirnaldas, por favor? Siga recto atropellando no-muertos, caballero

¿La sección de abetos y guirnaldas, por favor? Siga recto atropellando no-muertos, caballero

¿Qué mejor forma de prepararse para las compras navideñas que practicando en un centro comercial atestado de zombis ávidos de hincarle el diente a alguna oferta fresca? Más o menos es lo que nos propone “Dead rising 4”, un nuevo episodio de uno de los survival horror más demenciales y multitudinarios de los últimos tiempos. La premisa es sencilla: es Navidad en Willamette, Colorado, y un inesperado brote ha infectado el centro comercial Willamette Memorial Megaplex y las zonas circundantes de peligrosos y mortales depredadores. Únete a Frank West mientras exploras un inmenso sandbox de mundo abierto repleto de peligrosos zombis y un millón de formas de matarlos, y descubre la verdad que se oculta tras la plaga… o muere en el intento. Así de sencillo y de desquiciado. Otra vuelta de tuerca para una saga que tantos momentos de gamberrismo sano han dado a las consolas de Microsoft, y que ahora se desparrama con más saña y gracia que nunca merced a la infinidad de armas cañeras y surrealistas que podemos ensamblar con nuestras manitas, a una acción sin cuartel ni perdón y, sobre todo, a la arrolladora personalidad de Frank West, uno de nuestros héroes sietemachos por antonomasia. Pues eso, a practicar generosamente con las compras y ojo con degollar a algún elfo de Papá Noel por el camino, aunque vaya provocando.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Hackeando que es gerundio

Marcus y su cuadrilla, prestos para convertir San Francisco en un cachorrito a su merced

Marcus y su cuadrilla, prestos para convertir San Francisco en un cachorrito a su merced

No queremos que se nos vaya el santo al cielo sin recomendar un juego de esos que ayudan a sobrellevar las tardes infinitas y tediosas de celebraciones familiares que se avecinan: “Watch dogs 2”, trepidante y prácticamente ciberpunk continuación de uno de los éxitos más rutilantes de Ubisoft. Ahora, como no podía ser menos, el nivel de adrenalina y silicio suben unos cuantos enteros en esta nueva aventura donde nos pondremos en la piel de Marcus Holloway, un joven y brillante hacker que vive en la cuna de la revolución tecnológica, la zona de la bahía de San Francisco. Así, tendremos que colaborar codo con codo con DedSec, un conocido grupo de hackers, para ejecutar el mayor pirateo de la historia; acaba con ctOS 2.0, un sistema operativo utilizado por un grupo de genios criminales para vigilar y manipular a los ciudadanos a gran escala.
Por tanto, mucho tole-tole tecnológico y look fashion apocalíptico dominan una aventura en la que camparemos por nuestras anchas por una ciudad de San Francisco rendida a nuestros pies y nuestros chips. Porque ese será nuestro objetivo principal en el juego: meter las narices y el ratón en sitios secretos para exprimirlos como un pomelo e ir progresando en la historia. Aparte del pirateo indiscriminado, también el sigilo será crucial para completar las misiones sin matar a un solo enemigo, aunque si queremos apostar fuerte con una estrategia más feroz, también estará disponible. Además, no estaremos solos, pues la cuadrilla DedSec (que incluye “pájaros” como Wrench, alias Demolition Man, la salada Sitara, Josh el pitagorín, el gurú T-Bone y hasta el hijo robótico de Wrench) se unirá a Marcus para destruir a todas las corporaciones que intentan controlar nuestras vidas. En definitiva, un título fetén y de lo más entretenido para hackear hasta la última bombillita del belén.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).

Punto filipino

El mostacho de Tosar, apocalíptica trompeta del final de nuestro imperio

El mostacho de Tosar, apocalíptica trompeta del final de nuestro imperio

A lo tonto, ya se ha consumido casi todo el año cinematográfico y, antes de que el pescado esté vendido, aún queda alguna buena merluza que llevarse a la boca. Por ejemplo, en lo que respecta al cine español (al que no le ha ido tan mal, entre “Julieta”, “Tarde para la ira”, “Un monstruo viene a verme” y algunas cosillas más), “1898. Los últimos de Filipinas”, una historia con mucha miga que venía pidiendo a gritos una revisión para quitarle la caspa facha de su primera versión allá por 1945. Y la verdad es que al novato director Salvador Calvo no le ha salido tan mal la cosa, principalmente por el tono antibelicista y amargo con que narra la tozuda y seguramente heroica resistencia de un puñado de soldaditos españoles en el culo del mundo filipino sin enterarse de que, en la poltrona de Madrid, los de siempre ya habían hecho el negocio de su vida y la guerra estaba más que terminada. Casi un año de asedio, hambre y hasta guerra psicológica (y sexual) sufrieron los pardillos, pero ya se sabe que, ante las órdenes de un mastuerzo con galones, a cuadrarse y a obedecer sin rechistar. El espíritu marcial, en fin. Muy bien ambientada en Tenerife (que lo mismo vale para un roto que para un descosido), más las espectaculares escenas iniciales en Guinea, y con un elenco de actores extraordinarios (Tosar, Fernández, Gutiérrez, Hipólito, Elejalde…), el filme es todo un recordatorio de que, en el fondo, luchar por la patria es como dar estacazos a las niebla: una gilipollez. Por cierto, quien quiera algo más ligerito, allá va la comedia “Villaviciosa de al lado”, del ínclito Nacho G. Velilla (“Perdiendo el norte”), y quien prefiera dibus de Disney, pues a fichar en “Vaiana” para contentar a los críos, que esos sí que son tenientes coroneles mandones, ¿a que sí?.

fatalityw FATALITY WESTERN es colaborador oficial de CLUB MEGACONSOLAS (síguenos en Twitter y Facebook).